Parlamentarios de Gobierno piden garantía y seguridad para familias de Villa Alegre en trabajos de reparación de casas post terremoto

Inquietud de familias:

Mostraron disconformidad frente a cómo se están ejecutando las obras. Se acordó que SERVIU intervendrá para transparentar el manejo de recursos y rehabilitación de las viviendas.

Bastante inquietud existe en los vecinos de Villa Alegre quienes son parte del proceso de ejecución del programa de rehabilitación patrimonial en el marco de la reconstrucción post terremoto, dado que contaron a las autoridades – en este caso – a los parlamentarios Hernán Larraín y Romilio Gutiérrez, que tienen dudas de cómo se están desarrollando los trabajos en sus viviendas.

Según las familias quienes recibieron el subsidio de autoreconstrucción asistida, la empresa contratada por ellos, no les brinda la seguridad que ellos esperaban.

La visita inspectiva se realizó en calle Artesanos y en Estación Villa Alegre, según el diputado Romilio Gutiérrez, el objetivo de esta segunda reunión “es garantizar que los recursos entregados por el gobierno a través de un subsidio especial para las casas de interés patrimonial se invirtieran en su totalidad para la reparación de sus casas. Lamentablemente esta situación no ha funcionado como se acordó originalmente y evidentemente los vecinos manifestaron su molestia con la calidad de los trabajos y los montos invertidos. Si la empresa se equivocó, es problema de la empresa; aquí lo que importa es que los trabajos queden en perfectas condiciones y seguras para cada una de las familias”.

“Yo visité algunas casas, y en una de ellas la dueña me manifestaba su disconformidad con los trabajos incluso algunas reparaciones ellos tuvieron que financiar. Espero que este acuerdo fijado ahora se ejecute y se garantice la tranquilidad de los vecinos que estos recursos serán invertidos como corresponde en sus hogares”, puntualizó el diputado.

En tanto, la directora Regional de SERVIU, Clarisa Ayala, explica “el subsidio entrega la potestad de la contratación de la mano de obra, la asistencia técnica y la ejecución, y SERVIU no hace la inspección sino que hasta el final. Las familias muestran disconformidad entre lo que ellos esperaban de ese proyecto de rehabilitación y lo que está ocurriendo en términos de los recursos invertidos”.

“Hay que conocer el proyecto de rehabilitación de cada uno de ellos, segundo nosotros vamos a intermediar – porque no tenemos que hacer ese rol – casa a casa con la constructora y el beneficiario, de manera que pueda tomar acabado conocimiento del presupuesto del proyecto y lo que se ha ejecutado en su vivienda”.

Otro dato aportado por la dirección, fue “si es de tranquilidad para los vecinos, estos proyectos de rehabilitación tienen permiso de construcción municipal, son revisados técnicamente y deben ser recepcionados finalmente por el municipio, pero tiene la autonomía de la ejecución del proyecto que está en la persona”.

Esta entrada fue publicada en Noticias Regionales. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*