Senador Larraín por Ley Antidiscriminación: “Se le está diciendo al país que somos todos iguales”

 

 

 

 

 

 

Por 25 votos a favor, 3 en contra y tres abstenciones, fue aprobado en el Senado, el informe de la Comisión Mixta que resolvió las discrepancias surgidas entre ambas Cámaras sobre el proyecto que establece medidas contra la discriminación, quedando en condiciones de ser promulgada como ley.

El senador Hernán Larraín, presidente de la Comisión Mixta, expresó su gratitud hacia quienes hicieron posible que esta ley “que llevaba bastante tiempo esperando, sea hoy una realidad”. Agregó que  “aquí se le está diciendo al país que en Chile no hay nadie superior, no hay nadie inferior a otro, somos todos iguales en la ley en nuestros derechos y, por ese motivo, este es un paso gigante hacia la mayor dignidad de todas las personas en Chile, cualquiera sea su raza, religión, condición social y orientación sexual”.

Durante su intervención en la Sala, el senador Larraín, en su calidad de presidente de la Comisión de Constitución entregó una cuenta detallada del acuerdo alcanzado al interior de la instancia Mixta, destacando que “pese a las legítimas discrepancias se logró zanjar una ley de muy largo trámite con mucho esfuerzo y también con participación de muchas instituciones de la sociedad civil”. Puntualizó que a su juicio “hemos llegado a un texto equilibrado y que logrará cumplir los objetivos de asegurar que no haya discriminación”.

EL PROYECTO

En lo fundamental, el proyecto incorpora la obligación de los órganos del Estado de elaborar e implementar las políticas destinadas a garantizar a toda persona, sin discriminación arbitraria, el goce y ejercicio de sus derechos y libertades reconocidos por la Constitución, las leyes vigentes y los tratados internacionales aprobados por Chile.

Asimismo se consagra que no podrá haber discriminación arbitraria en casos tales como, por raza o etnia, nacionalidad situación socioeconómica, idioma, de ideología. opinión política, religión o creencia, de sindicación o participación en organismos gremiales, de sexo, de orientación sexual de identidad de género, estado civil, edad filiación, estado civil, apariencia personal o discapacidad.

La propuesta también dispone que cuando el juez rechace tramitar una reclamación por acto de no discriminación, si carece de fundamento, tiene que citar una resolución fundada en ese sentido, de manera de evitar que por esa vía se rechacen simplemente sin más fundamento la presentación de acciones de no discriminación.

 

Esta entrada fue publicada en Noticias y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*